“Polaroid” un corto que explora la pandemia del Covid-19



Polaroid es un cortometraje de la titulación 2020 B, realizado por los graduados Jhonny Romero y Pablo Gonzales. Polaroid es un thriller que trata la historia de un joven se enfrenta a una serie de eventos sobrenaturales que lo llevan a descubrir una antigua cámara polaroid que guarda el secreto de su fallecido abuelo.


Hemos hablado con Jhonny Romero, director y actor de Polaroid, quien nos cuenta sobre la motivación y el proceso de filmar “Polaroid”.


Jhonny: Principalmente, me emocionaba mucho la idea de hacer un cortometraje de suspenso con tintes oscuros. Debido a vivencias personales, el tema paranormal ha marcado gran parte de mi vida entonces me inspiré en estás experiencias. “Polaroid” es un corto que, para mí, aborda una interrogante: "¿Hasta qué punto el deseo de una persona puede afectar a otra y hasta dónde sería capaz de llegar para conseguirlo?". Son dos preguntas, pero creo que se complementan, en el caso del abuelo que está al borde de la muerte y el nieto que tiene una supuesta ventaja ante la vida. Nuestros deseos u objetivos pueden marcar nuestras vidas y las de otros, ya sea de manera positivo o negativa, pero a veces no somos conscientes de ello. En definitiva, mientras uno gana el otro tiene que perder, es un intercambio. ¿Habrá una manera en que ambos terminen ganando?


Polaroid fue un cortometraje producido durante el confinamiento del COVID-19. Fue un proceso único y que desarrollo la creatividad de los estudiantes.


Jhonny: La verdad fue un proceso bastante interesante. Al inicio sentí que no tenía las ideas claras o no sabía a dónde estaba yendo. Tenía la presión de entregar el proyecto en el tiempo estimado, probamos algunas técnicas y desechamos un par de ideas antes de concretar el proyecto final. Me ayudó mucho concretar un guion y partir desde ese punto, a diferencia de la técnica experimental que intentamos probar en clase. De cara al rodaje, lo "complicado" era no tener los conocimientos suficientes en iluminación, de por sí no teníamos equipos, rodamos con 2 lámparas de escritorio y un aro de luz, en algunos planos era muy difícil iluminar todo el espacio pese a que hicimos varias retomas. Creo que esa fue la parte más complicada. Fue un rodaje muy duro y cansado porque no teníamos ayuda y las jornadas eran nocturnas, teníamos que adecuar los espacios, mover muchos muebles, posicionar la cámara, las lámparas y después actuar, ahora que lo recuerdo me parece una graciosa locura. Pero la verdad, me lo disfruté mucho porque sentí total libertad para crear este mundo con lo poco que teníamos, fue principalmente una cuestión de ingenio y esfuerzo. Si bien la pandemia nos limitó de personal, por así decirlo, no nos limitó de creatividad, al contrario, la explotó mucho.


Finalmente, Jhonny propone una importante reflexión sobre su proceso educativo, produciendo un cortometraje durante la pandemia y sin recursos. “Mi experiencia rodando "Polaroid" con casi nada de equipos, ni contar con toda la parafernalia del cine, me ha servido bastante para crear ficciones con buena factura en pantalla y pocos recursos.”


Les invitamos a ver “Polaroid” el corto de la semana.