Aprender a mirar, la clave para hacer cine

Para convertirte en cineasta no hay mejor manera que empezar a crear. Parte importante del proceso creador es presentar tu trabajo ante un público, y para entender cómo percibe un espectador tu película, es igual de importante consumir contenido audiovisual.

Fotograma: Cinema Paradiso de Giuseppe Tornatore, 1988.

Ver y analizar películas es por supuesto una parte fundamental del aprendizaje. Quentin Tarantino formó su inconfundible estilo a partir de la gran cantidad de películas que veía. Sus referentes incluyen una extensa lista de cineastas, desde Federico Fellini y Jean-Luc Godard , hasta Mike Nichols y Sergio Leone.

Fotogramas: 8½ de Fellini, 1963 y Pulp Fiction de Tarantino, 1994.

Los costos de producción de una película pueden llegar a ser impresionantemente altos. Por esto los cineastas suelen empezar haciendo cortometrajes, y son una gran fuente de aprendizaje ya que debes condensar la cantidad de información, técnica, acción y todo lo que comprende la experiencia cinematográfica en un tiempo reducido.

Afiche: Skin, 2018. Cortometraje ganador del Óscar 2019.

Es importante mirar cortometrajes, analizarlos y valorarlos como referencia para el aprendizaje. Pero ¿dónde se distribuyen este tipo de producciones? Hoy en día, la facilidad de compartir contenido, permite que podamos acceder a una gran variedad de cortos en algunas plataformas.

Fotograma: Bao, 2018. Cortometraje Animado ganador del Óscar 2019.

YouTube es sin duda una de las plataformas más conocidas y una de las que más variedad de contenido ofrece, hay una gran comunidad de creadores que utilizan este sitio para exhibir cortometrajes. Dale un vistazo al canal de Incine, encontrarás algunos cortos realizados por estudiantes y egresados aquí: www.youtube.com/user/IncineProd/featured

#cine